El debate de la ficción Young Adult en Edimburgo

De acuerdo con la Ley de Sturgeon, el 90% de las cosas es basura. Esta Ley fue nombrada en honor a Theodore Sturgeon en los 50 cuando, defendiendo el género de ciencia ficción, dijo: «El hecho de que el 90% de ciencia ficción sea basura es desinformativo, ya que la ciencia ficción posee los mismo trazos de calidad que cualquier otra forma de arte» para mostrar la verdad y a la vez la futilidad de esa teoría, dependiendo de lo que uno defina como «basura». Esta Ley fue mencionada durante la feria internacional del libro en Edimburgo sobre una cuestión que ha estado en el aire durante 10 días: ¿cómo se define la ficción YA o Young Adult?

3082219_7157f159Sin embargo y pese a contar con autores como Frances Hardinge, Marcus Sedwick y Simon Mayo, nadie, pese a la intensidad y frecuencia del tema de conversación, nadie (ni siquiera los autores de este tipo de novelas) sabe cómo definirla.

«El Gran Debate YA», así llamado, comenzó en mitad del lunes con diversas preguntas. ¿Es el Young Adult un género o una categoría? ¿Quién lo lee? ¿Ha crecido demasiado? ¿Está mal escrito? ¿No demasiado divertido? El autor de YA Anthony McGowan citó entonces la Ley de Sturgeon: «El 90% de la literatura YA es basura, expandida por la audiencia que la trata como una especie de amorfa-cuasi-religión, más un culto que una categoría». Y después añadió: «No creo que los adultos deban leer material Young Adult, creo que deberían leer autores como Tolstoi, Dostoievski o Dickens y parar de leer cosas como Crepúsculo y Los Juegos del Hambre, es parte de lo que significa crecer, dejar cosas atrás».

Varios autores como Patrice Lawrence, Jenny Downham o E. Wein entraron al debate para acabar confirmando que nada se llegaría sobre una discusión de ese tipo, pero que sin embargo todos disfrutaron llevarlo tan lejos. ¿Categoría o género? Aún se sigue sin definir pero está claro que la literatura Young Adult tiene ese algo que hace que este en la boca de todo el mundo.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *